Sin categorizar

Osa Peninsula, Costa Rica

La Península de Osa es un paraíso natural, hogar de las especies animales más raras y en peligro de extinción de Costa Rica, incluyendo el puma, el jaguar, el águila harpía y la guacamaya roja. Conocido por ser "uno de los lugares biológicamente más intensos sobre la tierra" según la revista National Geographic, la Península de Osa y Bahía Drake se han convertido en la meca del ecoturismo no sólo para Costa Rica, sino para toda Centroamérica.

  • En esta región se encuentra la montaña más alta de Costa Rica, el Cerro Chirripó (12,530 pies).
  • Esta es el área donde se encuentra la mayor extensión de terrenos preservados como parques nacionales y refugios en Costa Rica.
  • La península es el hogar de una gran variedad de especies endémicas (especies que no se encuentran en ningún otro lugar del planeta).

La Península de Osa es un paraíso natural, hogar de las especies animales más raras y en peligro de extinción de Costa Rica, incluyendo el puma, el jaguar, el águila harpía y la guacamaya roja. Conocido por ser “uno de los lugares biológicamente más intensos sobre la tierra” según la revista National Geographic, la Península de Osa y Bahía Drake se han convertido en la meca del ecoturismo no sólo para Costa Rica, sino para toda Centroamérica.

La Osa, como se le conoce, es la península más meridional de Costa Rica, de la cual una gran extensión se dedica al Parque Nacional Corcovado. Es la mayor extensión de bosque tropical lluvioso en Centroamérica y es una de las selvas tropicales más altas del mundo entero, e incluye el árbol más alto en toda América Central, con setenta y siete metros de altura. Para explorar el parque, es recomendable utilizar los servicios de un guía profesional, ya que subestimar los peligros inherentes del área le han traído a turistas sin preocupaciones el trago amargo de perderse. La mejor manera de entrar en el parque es a través de la ciudad de Puerto Jiménez, donde hay una estación de guardaparques y donde converge una extensa red de senderos. Se permite acampar en el parque, y para los mochileros y aficionados de camping, Corcovado es uno de los destinos favoritos.

La mayoría de la gente que visita Osa prefiere quedarse en Bahía Drake , ubicada en el extremo norte de la península. Aunque Drake es ampliamente conocida, es uno de los lugares menos accesibles en Costa Rica. Se puede accesar solamente por barco, y para hospedarse sólo hay algunos todo incluido (desde tipo campamento hasta suites de lujo) ; las comunicaciones y la energía son irregulares en Drake. Los eco-turistas se deleitan gastando sus dólares en este oasis remoto el cual funciona con energía solar y ofrece espectaculares vistas de playas y océano, con una vasta extensión de naturaleza virgen detrás de ellos.

Cerca de la costa de Drake se encuentra la Reserva Biológica Isla del Caño, una extensión de terreno de trescientas hectáreas pertenecientes al Parque Nacional Corcovado. Posee poca vegetación y vida animal; sin embargo se observan algunas aves migratorias y un antiguo cementerio precolombino de la población Boruca. Las aguas de la Reserva son de color azul cristal y abarcan casi seis mil hectáreas de superficie, ofreciendo impresionantes arrecifes, flora y fauna. Es considerado uno de los mejores destinos de aventura bajo el agua en el mundo. Con una visibilidad excepcional, los visitantes de la Reserva pueden observar tortugas, delfines, ballenas, manta rayas, tiburones, tortugas de mar, anguilas y barracudas, así como fantásticos ejemplares de variedades comestibles como mero, atún y pargo. El buceo está estrictamente regulado y la extracción de cualquier espécimen marino, vivo o muerto, está estrictamente prohibida. Se puede acampar en la isla, y hay paseos en barco disponibles inclusive desde Dominical.

La península encierra un cuerpo de agua llamado Golfo Dulce, rico en vida marina. Los peces, tortugas, ballenas y delfines son una vista común en el Golfo.

El gran humedal del Río Serpe y el Valle Dequis separan a Osa del continente. Los manglares del Serpe son extensos, y comprenden casi el 50% de la totalidad de los manglares del país. El río es un lugar privilegiado para la observación de cocodrilos gigantes y variedad de vida silvestre que sorprenderá hasta el viajero más experimentado.

Unos cuantos datos curiosos:
La especies de Osa:
375 especies de aves con una especie endémica y 40 en vías de extinción.
3100 especies de plantas, 67 de ellas endémicas y 57 reportadas como nuevas para la ciencia.
De estas especies de plantas, 750 son árboles y 23 están en peligro de extinción.
6000 especies de insectos.
117 especies de anfibios y reptiles. 14 reportadas como amenazadas 6 en peligro de extinción, incluyendo 4 especies de tortugas marinas.
40 especies de peces de agua dulce de las cuales 9 son endémicas en Osa.

Translate: Inglés